La actividad forma parte del proyecto ejecutado por la Universidad Santo Tomás sede Osorno, gracias al financiamiento del Fondo de Innovación para la Competitividad – FIC – del Gobierno Regional de Los Lagos.

10 Familias de pequeños agricultores de las comunas de San Pablo y San Juan de la Costa, en la provincia de Osorno, pertenecientes al proyecto; “Desarrollo de nuevas oportunidades frutícolas en la región de Los Lagos en base al cultivo de vides”, que ejecuta
la Universidad Santo Tomás, gracias a recursos provenientes del Fondo de Innovación para la Competitividad – FIC – del Gobierno regional, participarán de una gira tecnológica por el valle del Itata, en la provincia de Nuble, la región vitivinícola más extensa del sur de Chile,
cuyas características hacen que se distinga por su alta calidad en estas materias.
La actividad, que es gratuita para los emprendedores, se realizará una vez que las condiciones sanitarias así lo permitan, y según señalo Rodrigo Moreno, director alterno del proyecto, “uno de los objetivos es que conozcan el trabajo en materia vitivinícola que
desarrollan viñas que llevan un tiempo importante trabajando, y que abarca áreas como el turismo, la agricultura orgánica, y productos con historia ligados a la tierra a la que pertenecen, con un alto sentido de identidad propia. La idea es que puedan observar de
forma directa esta labor, y quizás a futuro puedan desarrollar una idea ligada a las tendencias actuales, con viñas orgánicas de baja superficie”.
Moreno agregó que el objetivo central de esta  actividad es que los pequeños agricultores generen conocimiento en torno a lo que van a visitar y descubrir, lo que les permitirá mejorar su trabajo, una verdadera capacitación en terreno. “Nos están esperando tres viñas
ubicadas en el Valle del Itata, que tiene una particularidad, pues han rescatado muchas cepas antiguas, alrededor de las cuales se han generado emprendimientos familiares, con una visión del etnoturismo muy interesante que ellos van a tener la oportunidad de
conocer”.
Por último el director alterno del proyecto recordó que la creación de viñas permite también el desarrollo de diversas iniciativas, ligadas por ejemplo al turismo, a la cultura, y la entretención, entre otras, que permiten el desarrollo de un territorio en su conjunto,
“nuestros beneficiados podrán conocer, y sobre todo aprender, el trabajo que realizan viñas que ya se encuentra consolidadas, y a la vez podrán relacionarse con otras cooperativas y asociaciones de productores vitivinícolas que ya han trabajado y desarrollado este tema por
cerca de 10 años, una experiencia que están dispuestos a traspasar, y que será muy importante para el desarrollo de quienes están inmersos en este importante proyecto”, finalizó.

Audio Rodrigo Moreno, director alterno del proyecto

 

Equipo FIC-GORE de la UST Osorno

Por radio