La iniciativa fue aprobada de manera unánime en el Senado, quedando adportas de convertirse en ley.

El objetivo de esta moción es incrementar las sanciones para quienes falsifiquen o adulteren información relacionada con la trazabilidad o con la salud animal, dentro de un proceso de exportación.
El proyecto de ley establece nuevas infracciones en el proceso de exportación del ganado y la carne, aumentando las multas desde las 100 hasta las 1000 UTM, incluyendo el comiso de los productos y con la prohibición de exportar. Si hay reincidencia dentro de los 5 años siguientes, la sanción será perpetua.
El Senador por la región de Los Lagos, Iván Moreira, valoró la aprobación de esta iniciativa, esperando que este proyecto de ley sea disuasivo, y entregue mayor credibilidad al mercado.
“Son sanciones duras, que espero sean además disuasivas. Esta es una buena idea que se aprueba en un momento muy especial, ad portas de lo que esperamos sea la luz al final del túnel de la pandemia y el comienzo de la reactivación económica. Es un proyecto de ley necesario, simple y contundente que va a proteger la trazabilidad, va a darle mayor credibilidad al mercado, de tal manera que, en muchas regiones agrícolas, especialmente las regiones del sur, este proyecto será beneficioso, disuasivo y permitirán que este tipo de hechos no se repitan”.
La preocupación del legislador nace por la aparición de inescrupulosos que colocan en peligro el prestigio e imagen de nuestro país en materia de sanidad animal, mediante adulteraciones del sistema de trazabilidad que pueden gatillar incluso en el cierre de un mercado.

Marco Hernández Baeza

Por radio